Mayordomía

Dr. Guillermo Yant

Pastor Retirado de la Primera Iglesia de Riverview, de Pasco, WA.

Mayordomía es una palabra y un principio Bíblico, el cual cuando es practicado bien, prospera tanto al que lo practica como también el reino de Dios. Mayoral, mayordomía, mayordomo, son palabras que se refieren al mismo principio Bíblico y aparecen un total de treinta y nueve veces en ambos Testamentos de la Biblia.

El diccionario define mayordomía como “la administración de un siervo que es empleado específicamente para manejar y hacer prosperar los asuntos de su amo.”

Hay ejemplos de buenos mayordomos en la Biblia como Eliezer, siervo de Abraham (Génesis 15 y 24) y José, siervo de Potifar (Génesis 39). En el Nuevo Testamento miramos un mayordomo injusto y su mayordomía defectuosa en Lucas 16.

La base de la mayordomía que honra a Dios, es el amor y respeto de un mayordomo hacia su amo (Génesis 24:12; Génesis 39:9). La base de mayordomía defectuosa es de ser un asalariado. “¿Quién también hay de vosotros que cierre las puertas o alumbre mi altar de balde? Yo no tengo complacencia en vosotros, dice Jehová de los ejércitos, ni de vuestra mano aceptaré ofrenda” (Malaquías 1:10). “Mas el asalariado, y que no es el pastor, de quien no son propias las ovejas, ve venir al lobo y deja las ovejas y huye, y el lobo arrebata las ovejas y las dispersa” (Juan 10:12).

Mayordomía como se aplica al cristiano es así; somos siervos de Dios y a la vez mayordomos de los talentos, tiempo, bienes, hijos, y cada gracia de oportunidad que Dios nos pone en nuestros manos para traer a Él, el máximo fruto que podamos. “Porque el reino de los cielos es como un hombre que yéndose lejos, llamó a sus siervos y les entregó sus bienes. A uno dio cinco talentos, y a otro dos, y a otro uno, á cada uno conforme a su capacidad; y luego se fue lejos. Y el que había recibido cinco talentos fue y negoció con ellos, y ganó otros cinco talentos. Asimismo el que había recibido dos, ganó también otros dos. Pero el que había recibido uno fue y cavó en la tierra; y escondió el dinero de su señor. Después de mucho tiempo vino el señor de aquellos siervos, y arregló cuentas con ellos. Y llegando el que había recibido cinco talentos, trajo otros cinco talentos, diciendo: Señor, cinco talentos me entregaste; aquí tienes, he ganado otros cinco talentos sobre ellos. Y su señor le dijo: Bien, buen siervo y fiel; sobre poco has sido fiel, sobre mucho te pondré; entra en el gozo de tu señor. Llegando también el que había recibido dos talentos, dijo: Señor, dos talentos me entregaste; aquí tienes, he ganado otros dos talentos sobre ellos. Su señor le dijo: Bien, buen siervo y fiel; sobre poco has sido fiel, sobre mucho te pondré; entra en el gozo de tu señor. Pero llegando también el que había recibido un talento, dijo: Señor, te conocía que eres hombre duro, que siegas donde no sembraste y recoges donde no esparciste; por lo cuál tuve miedo, y fui y escondí tu talento en la tierra; aquí tienes lo que es tuyo. Respondiendo su señor, le dijo: Siervo malo y negligente, sabías que siego donde no sembré, y que recojo donde no esparcí. Por tanto, debías haber dado mi dinero a los banqueros, y al venir yo, hubiera recibido lo que es mío con los intereses. Quitadle, pues, el talento, y dadlo al que tiene diez talentos. Porque al que tiene, le será dado, y tendrá más; y al que no tiene, aun lo que tiene le será quitado. Y al siervo inútil echadle en las tinieblas de afuera; allí será el lloro y el crujir de dientes” (Mateo 25:14-30). [Efesios 5:16; Lucas 6:38; I Pedro 4:10; Juan 15:8]

El diezmo (10% de nuestros ingresos) es otra parte importante de nuestra mayordomía. El diezmo es indicador de nuestro respeto y temor de Dios. “El hijo honra al padre, y el siervo a su señor. Si, pues, soy yo padre, ¿dónde está mi honra? y si soy señor, ¿donde está mi temor? dice Jehová de los ejércitos á vosotros, oh sacerdotes, que menospreciáis mi nombre. Y decís: ¿En qué hemos menospreciado tu nombre?” (Malaquías 1:6). “¿Robará el hombre á Dios? Pues vosotros me habéis robado. Y dijisteis: ¿En qué te hemos robado? En vuestros diezmos y ofrendas” (Malaquías 3:8).

Unos mal informados dicen que el diezmo era para los judíos bajo la ley. Pero su propia codicia les engaña para no mirar la verdad. El diezmo existía antes de que hubiera la ley, o judíos, o Moisés. “Y bendito sea el Dios Altísimo, que entregó tus enemigos en tu mano. Y le dio Abram los diezmos de todo” (Génesis 14:20). “Y esta piedra que he puesto por señal, será casa de Dios; y de todo lo que me dieres, el diezmo apartaré para ti” (Génesis 28:22). Después, el diezmo llegó a ser parte de la ley. Dios emplea el diezmo también, ahora en este tiempo de la iglesia de Jesucristo. (Hebreos 7:8). La prueba de la veracidad de esto hoy en día, es la misma prueba mencionada en Malaquías 3:9-10. “Malditos sois con maldición, porque vosotros, la nación toda, me habéis robado. Traed todos los diezmos al alfolí, y haya alimento en mi casa; y probadme ahora en esto, dice Jehová de los ejércitos, si no os abriré las ventanas de los cielos, y derramaré sobre vosotros bendición hasta que sobreabunde.” Se mira la misma maldición hoy en los que no diezman y la misma bendición en los que diezman.

El diezmo es la manera que Dios ha escogido para que nosotros le mostremos temor y respeto a Él. “Y comerás delante de Jehová tu Dios en el lugar que el escogiere para poner allí su nombre, el diezmo de tu grano, de tu vino y de tu aceite, y las primicias de tus manadas y de tus ganados, para que aprendas a temer a Jehová tu Dios todos los días” (Deuteronomio 14:23). Aparte del diezmo, ofrezcamos a Dios ofrendas para necesidades de otros. “El que hurtaba, no hurte más, sino trabaje, haciendo con sus manos lo que es bueno, para que tenga qué compartir, con el que padece necesidad” (Efesios 4:28). “Y lo ponían a los pies de los apóstoles; y se repartía a cada uno según su necesidad. Entonces José, a quien los apóstoles pusieron por sobrenombre Bernabé (que traducido es, Hijo de consolación), Levita, natural de Chipre, como tenía una heredad, la vendió y trajo el precio y lo puso a los pies de los apóstoles” (Hechos 4:35-38). Pues todo lo que damos correctamente a Dios es bendecido, santificado, y recompensado. “Y cualquiera que dé á uno de estos pequeñitos un vaso de agua fría solamente, por cuanto es discípulo, de cierto os digo que no perderá su recompensa” (Mateo 10:42).

Dios promete recompensarnos 100 veces (10,000%) lo que invirtamos en la dispersión del evangelio. “Y cualquiera que haya dejado casas, o hermanos, o hermanas, o padre, o madre, o mujer, o hijos, o tierras, por mi nombre, recibirá cien veces más, y heredará la vida eterna” (Mateo 19:29). Solo el banco del cielo paga intereses de 10,000%. Uno que no es buen mayordomo, no aprovecha tal ganancia.

Otra área de mayordomía muy importante es proveer por misiones. Esto quiere decir dar para levantar y apoyar a iglesias nuevas en regiones más lejanas. “Y que anunciaremos el evangelio en los lugares más allá de vosotros…” (II Corintios 10:16). Esta parte de nuestra mayordomía practicada correctamente también, es bendecida, y recompensada por Dios. “Pues aun á Tesalónica me enviasteis una y otra vez para mis necesidades. No es que busque dádivas, sino que busco fruto que abunde en vuestra cuenta. Pero todo lo he recibido, y tengo abundancia; estoy lleno, habiendo recibido de Epafrodito lo que enviasteis; olor fragrante, sacrificio acepto, agradable á Dios. Mi Dios, pues, suplirá todo lo que os falta conforme á sus riquezas en gloria en Cristo Jesús” (Filipenses 4:16-19).

Para el cristiano ya no hay condenación (Romanos 8:1), pero, sí, vamos a ser recompensados en acuerdo con nuestra competencia mayoral (Lucas 12:48; I Corintios 3:12-15). Entonces, conviene que estudiemos, atendamos, y practiquemos nuestra mayordomía para que no nos avergoncemos en su venida (I Juan 2:28). A la vez, nos conviene enfocar en nuestra mayordomía para que no nos entreguemos a las vanidades que perjudican nuestras almas. O sea, hay practicas que no son malas en si mismas pero estorban la mayordomía que nos es encargada por Dios. “…El que conmigo no recoge, desparrama” (Lucas 11:23).

3 comments

  1. Gracias por las aclaraciones sobre el diezmo, DIOS te Llene con su ESPIRITU SANTO, Yo creo en la bendición de DIOS atravez del diezmo en el Nuevo Testamento.

  2. nilbia luna

    Aprovecho para introducir este comentario contra los pastores que judaizan las ovejas

    ES NECESARIO REPETIRLO OTRA VEZ, PUES, ESTO ES: “UNA VOZ DE ALERTA PARA LOS JUDAIZANTES”
    Las ovejas no tienen culpa, pues Dios les remunera sus dádivas (El no puede negarse asi mismo)
    PERO EL QUE JUDAIZA A LAS OVEJAS QUIENQUIERA QUE SEA LLEVARA LA SENTENCIA (Gálata 5:10)

    ¿ QUIEN TIENE LA PRIORIDAD PARA LOS GENTILES CREYENTES:
    “MELQUISEDEC” “EL SACERDOCIO LEVITICO” O “EL ESPIRITU SANTO” ?
    NOS QUEDAMOS CON LA DECISION DEL ESPIRITU SANTO

    “PORQUE HA PARECIDO BIEN AL “ESPIRITU SANTO”
    Y A NOSOTROS, NO IMPONERLES NINGUNA CARGA” (Hechos 15:28)

    COMENTARIO CONTRA LOS JUDAIZANTES
    (diezmos, días de reposo, etc).
    Abraham diezma al sacerdote Melquisedec; un precedente que concluye en la ley.
    Este evento se encuentra en Génesis 14:18-20… Y fue de esta manera: “Entonces Melquisedec, rey de Salen y sacerdote del Dios altisimo, sacó pan y vino; y le bendijo diciendo: bendito sea Abraham del Dios altísimo, creador de los cielos y de la tierra, y bendito sea el Dios altisimo, que entregó tus enemigos en tu mano. Y le dió Abraham los diezmos de todo”…Este evento entre Abraham y Melquisedec fue un precedente que mas luego concluyó como ley en el monte Sinai para el pueblo de Israel (Levítico 27:30-34) (Numeros 18:21) (Deuteronomio 14:22-29). El patriarca Abraham no fue bendecido por que diezmó, sino por que era el que tenía las promesas (Génesis 14:18) (Hebreos 7:6). Las bendiciones en el caso del diezmo solo aparecen en la ley, para el pueblo Judío y para los hijos de Leví que reciben los diezmos (Deuteronomio 14:29) (Malaquias 3:6,9,10,12) (Levítico 27:34); Nadie del pueblo de Israel, en todo el antiguo pacto y hasta el día de hoy, ha diezmado basándose en el evento de Abraham y Melquisedec. Todas las tribus y colonias de Israel, tanto en el antiguo pacto, como en la dispersacion Judía, diezmaban por la ley, no por el diezmo Abrahámico; Muchas colonias no diezman en espera de que se restablezca el Sacerdocio Levítico y el nuevo Templo…El patriarca Abraham no diezmó de sus riquezas, que tenía en el neguev, a cargo de su mayordomo Eliezer (Génesis 12:5,9,16; 13:1-2; 15:2;) sino del botín recuperado en la derrota del rey Quedorlaomer (Génesis 14:20; Hebreos 7:4)…

    En el libro de “Números” es donde aparece por primera vez la ordenanza de que los diezmos de Jehová en (Levítico 27:30-33), sean transferidos por heredad, a los hijos de Leví, por cuanto ellos no tienen heredad entre los hijos de Israel; y que el diezmo de los diezmos sería presentado a Dios como ofrenda mecida, que sería contado como grano de la era y como producto del lagar, (Numeros 18:21-28) (Deuteronomio 14:22,27,29; 26:12.)…

    INDISCUTIBLEMENTE EL DIEZMO FUE HECHO LEY
    Y es por tal razón, que todas las amonestaciones hechas al pueblo de Israel con relación a los diezmos, nunca fueron basadas en el evento entre Abraham y Melquisedec, sino por la ley…Cuando Dios Jehová amonestó a los hijos de Israel, por medio de Malaquías, no se basó en el diezmo de Abraham con Melquisedec, sino por el diezmo de la ley. Los que dicen que el diezmo no es de la ley, Le hacen mentiroso….Cuando nuestro señor Jesucristo habló de los diezmos, no se basó en el diezmo de Abraham con Melquisedec, sino que también lo enmarcó en la ley (Mateo 23:23); Los que dicen que el diezmo no es de la ley, hacen mentiroso a nuestro Señor Jesucristo …

    DEBE RECONOCERSE ESTA SALVEDAD:
    que el evento entre Abraham y Melquisedec es primero que la ley en cuanto al orden de cronología; pero en cuanto al modo de ejecutoria indefectible, es el de la ley; porque el primero carese de registro autoritario, mandatorio u obligatorio, mas el segundo si; El evento de Abraham y Melquisedec, así como la promesa de Jacob, de que le daría el diezmo a Dios de todo lo que él le diere, no derivó en consecuencia de costumbre o tradición alguna, porque ninguno de sus hijos lo guardaron, ni su descendencia, hasta que el Dios del cielo lo hizo ley por medio de Moisés, y solamente para Israel.

    HAY UN RECURSO INTENCIONADO PARA SOMETER
    a los gentiles a judaizar (en este caso a diezmar), y es que identifican a Melquisedec como teofanía de Cristo (Cristo en otra forma). Teofanía significa: manifestación de la “deidad”. En Jesucristo habita corporalmente toda la plenitud de la “deidad” mas no así en Melquisedec; Abraham no adoró a Melquisedec (Génesis 14:18-20); Los apóstoles adoraron a Jesucristo (Mateo 2:11; 14:33; 29:9) (Lucas 24:52) (Juan 9:38);
    Nótece algunas diferencias: Melquisedec no es el verbo de Dios; No derramó sangre por nosotros; No está sentado a la diestra del Padre;
    Jesucristo es Dios fuerte y Padre eterno (Isaías 9:6); Jesucristo es igüal a Dios (Filipenses 2:6) porque él es Dios (Juan 20:28) (Isaías 9:6); Melquisedec no es el nombre que es sobre todo nombre; No es el Hijo de Dios; ¿se doblará toda rodilla delante de Melquisedec o de Jesucristo? ¿resucitó Dios a Melquisedec o a Jesucristo?; La biblia dice que en él, y por él, y para él fueron creadas todas las cosas, las visibles e invisibles, y que sin él nada de lo que ha sido hecho, fue hecho; también dice: “en el mundo estaba, y el mundo no le conoció, y el mundo por él fue hecho”. ¿Y quien es él ? ¿Melquisedec o Jesucristo?; ¿Es Melquisedec el gran pastor de las ovejas por la sangre del pacto eterno? (Hebreos 13:20); ¿Es Melquisedec el resplandor de la gloria de Dios? ¿ o es la imagen misma de Dios? (Hebreos 1:3); Jesucristo es Dios (Juan 20:28) Melquisedec no es Dios. etc.etc… Algunos tienen la osadía de enseñar que Melquisedec es Jesucristo.

    OTRO RECURSO QUE UTILIZAN COMO SUGESTION
    para someter a diezmar (judaizar) al redimido por la sangre de Cristo, es la acusación: ¡No debes robarle los diezmos a Dios; Maldito sois con maldición! (Malaquias 3:9); ¡HIPOCRITA! ¿Acaso no nos redimió Cristo de la maldición de la ley? (Gálatas 3:13) ¿Acaso no crucificó Cristo toda maldición en la cruz del calvario? ¿Porqué le dices maldito sois con maldición, si tú no cumples con Malaquías 4:4?… Si tú enseñas a Malaquías y no cumples con Malaquías, el que está bajo maldición eres tú pastor (acuerdate de los Judíos y la ley (Romanos 2:17-24). Si tú lee en Romanos 8:1, donde dice: -Ahora, pues, ninguna condenación hay para los que están en Cristo Jesús- ¿Porqué lo condenas? -Uno solo es el dador de la ley, que puede salvar y perder; pero tú, ¿Quién eres para que juzgues a otro? (Santiago 4:12).

    AMADA OVEJA DE DIOS
    hace 2000 años, antes de la destrucción del templo y de la dispersación Judía, hubo un concilio en Jerusalén (Hechos 15:1-32) una reunión estraordinaria, realizada por los apóstoles de Jesucristo, con los ancianos de la Iglesia genuina de Cristo, donde se determinó que los géntiles no tienen que guardar la ley de Moisés ni la circunsición. Los apóstoles, los ancianos y la iglesia, escribieron una carta y la enviaron con Pablo, Bernabé, Silas y Judas (de sobrenombre Barsabás), y por medio de éstas personas llevaron la carta a todas las iglesias de entre los gentiles en Antioquía (Hechos 15:27)….

    LA CARTA DICE ASI:
    “ Los apóstoles y los ancianos y los hermanos, a los hermanos de entre los gentiles que están en antioquía, en Siria y en Cilicia, salud. Por cuanto hemos oido que algunos que han salido de nosotros, a los cuales no dimos orden, os han inquietado con palabras, perturbando vuestras almas, mandando circuncidaros y guardar la ley. Nos ha parecido bien, habiendo llegado a un acuerdo, elegir varones y enviarlos a vosotros con nuestros amados Bernabé y Pablo, hombres que han expuesto su vida por el nombre de nuestro Señor Jesucristo. Asi que enviamos a Judas y a Silas, los cuales también de palabra os harán saber lo mismo. “PORQUE HA PARECIDO BIEN AL ESPIRITU SANTO, Y A NOSOTROS, NO IMPONEROS NINGUNA CARGA más que estas cosas necesarias: que os abstengáis de lo sacrificado a los ídolos, de sangre, de ahogado y de fornicación; de las cuales cosas si os guardareis, bien haréis. Pasadlo bien ”….. Así, pues, los que fueron enviados descendieron a Antioquía, y reuniendo a la congregación, entregaron la carta; habiendo leído la cual, se regocijaron por la consolación. (Hechos 15:23-31).

    NOTECE QUE DICE: “SE REGOCIJARON POR LA CONSOLACION”
    Esto muestra que las primeras iglesias de entre los gentiles, del tiempo de los apóstoles eran libres de la ley; y por ser libres de la ley, no tenían porque diezmarle al sacerdocio levítico que recibía los diezmos; y si no diezmaron al sacerdocio levítico, mucho menos al sacerdocio de Cristo que los redimió de toda maldición… El apóstol Pablo y Sila llevaron esta carta acordada por los apóstoles y los ancianos (Hechos 16:4) a muchas ciudades tales como: Siria, Cilicia, Derbe, Listra, etc. Y así las iglesias fueron confirmadas en la fe (no en la ley) (Hechos 15:41; 16:1-5).

    “PORQUE HA PARECIDO BIEN AL ESPIRITU SANTO Y A NOSOTROS
    NO IMPONEROS NINGUNA CARGA” (Hechos 15:28)

    El criterio de someter a Judaizar a los gentiles quedó sepultado para siempre en aquel concilio, por el designio de Dios; Ya que la frase: “Porque ha parecido bien al ESPIRITU SANTO y a nosotros no imponeros ninguna carga” es el sello de Dios y del Hijo, porque el Espíritu Santo es el Espíritu de Dios (Hechos 5:3-4) y el Espíritu de Jesucristo (Gálatas 4:6) (2 Corintios 3:17) y Jesucristo es el VERBO de DIOS igual al PADRE (Filipenses 2:6; Juan 1:1,14; 20:28; etc). Partiendo de la decisión tomada en este concilio y más aun con la aprobación del Espíritu Santo, toda sujeción que pretenda Judaizár a los gentiles queda totalmente anulada (esto incluye el diezmo y el día de reposo);..Ningun Judío diezmó por el evento de Abraham y Melquisedec, sino por la ley; todos los profetas vivieron el régimen del sacerdocio levítico (la ley) todas las amonestaciones con respecto al diezmo fueron basadas en la ley; Nehemías y Malaquías vivieron el régimen del sacerdocio levítico (la ley); tenían todo el derecho de reclamar los diezmos porque estaban bajo el régimen del sacerdocio levítico (la ley); La amonestación del Padre en la carta de Malaquias (Malaquias 3:7); La amonestación del Hijo a los fariseos (Mateo 23:23); fueron basadas en la ley.

    PASTOR DE ESTOS TIEMPOS APOSTATICOS
    Tú que usas Malaquías 3:9-10 ¿Guardas tú, Malaquías 4:4?. Tu que usas Nehemías 10:1-39 ¿Guardas tú Nehemías 10:29?. Tú que usas Levítico 27:30 ¿Guardas tú Levítico 19:37; 20:22?. Tú que usas Números 18:21 ¿Guardas tú Números 36:13?. Tú que usas Deuteronomio 14:22 y 26:1-19 ¿Guardas tú Deuteronomio 27:1; 27:8-10; 27:26; 28:1; 32:46-47 ?. Tú que usas 2Crónicas 31:2-21 ¿Guardas tú 2Crónicas 31:3,4 y 21?.

    Si tú que enseñas las cosas del sacerdocio Levítico (la ley) y no eres cumplidor de la ley, el que esta bajo maldición eres tú pastor, por estar sometiendo a judaizar a los gentiles, que son redimidos por la sangre de Cristo (Gálatas 2:11-14).

    TODO ESTE BREVE RECUENTO ES PARA QUITAR LA OSADIA
    a un grupo de habladores contumaces (engañadores), que se hacen llamar reverendos, y que han tenido el atrevimiento descarado, de decir y asegurar que el que no diezma, posiblemente tenga en juego la salvación de su alma… ¡Que deprimente! Y saber que están en altas posiciones, perteneciendo o dirigiendo seminarios, concilios, asociaciones pastorales, instituciones, y haciendose llamar ministros de la palabra de Dios.

    NUESTRO SEÑOR JESUCRISTO DIJO:
    ¡Ay del mundo por los tropiezos! porque necesario es que vengan tropiezos, pero ¡ay de aquel hombre por quien viene el tropiezo! (Mateo 18:7). El apóstol Pablo en su indignación contra los judaizantes, en la carta a los Gálatas, dijo: -Mas el que os perturba llevará la sentencia, quienquiera que sea- (Gálatas 5:10). La mayor parte de las iglesias se mueven por el favor de los hombres ($$$$$$) (Gálatas 1:10); y no por el Espíritu de Dios (Romanos 8:14); Nuestro Señor Jesucristo dijo: -Este pueblo de labios me honra, mas su corazón esta lejos de mi, pues en vano me honran teniendo como doctrina mandamientos de hombres- (Mateo 15:8-9); Esta cita fue escrita por el profeta Isaías (Isaías 29:13) y confirmada por Cristo (Marcos 7:6-13), mas aun sigue vigente hasta hoy, con mas fuerza, porque de ella pende el aupamiento de la apostasía, para dar paso al anticristo (2 Tesalonicenses 2:3); Hoy en días estamos atestados de falsas doctrinas y de mandamientos de hombres en concilios y seminarios, instituciones mundiales (el catolicismo la gran babilonia), ministerios mercaderes (2 Pedro 2:2-3) etc.

    UN EJEMPLO DE JUDAIZACION
    Dios mandó que los gentiles no tienen que guardar la ley de Moisés (Hechos 21:24-25; 15:5,24,28-29), la ley de Moisés manda a no comer alimentos inmundos (Levítico 11:1-47), pero el sacerdocio de Cristo dice: “Porque todo lo que Dios creó es bueno y nada es de descecharse, si se toma con acción de gracia, porque por la palabra de Dios y por la oración es santificado”(1 Timoteo 4:4-5) Vea más ejemplos del Sacerdocio de Cristo: (Marcos 7:15; 7:18-19) (Romanos 14:2-3; 14:6; 14:14-15; 14:17; 14:20-23; 15:1-2) (1 Corintios 10:25-28; 10:31-32; etc.) Pero los judaizantes anulan el mandamiento del sacerdocio de Cristo y persisten en el de la ley (sacerdocio levítico); Una denominación judaizante en este específico caso son: “los Adventistas del septimo día” Ellos prohiben alimentos tales como: (conejo, pato, cerdo, etc) basándose en la ley de Moisés; El apóstol Pablo profetizó sobre estas doctrinas, enmarcándolas en la apostasía; diciendo: -Pero el Espíritu dice claramente que en los postreros tiempos algunos apostatarán de la fe, escuchando a espíritus engañadores y a doctrinas de demonios; por la hipocresía de mentirosos que, teniendo cauterizada la conciencia, prohibirán casarse y mandarán abstenerse de alimentos que Dios creó , para que con acción de gracias participen de ellos los creyentes, y los que han conocido la verdad. Porque TODO lo que Dios creó es bueno, y NADA es de desecharse, SI SE TOMA CON ACCION DE GRACIAS; porque por LA PALABRA DE DIOS y por la ORACION ES SANTIFICADO.- (1 Timoteo 4:1-5). El apóstol Pablo dió muestra de un ejemplo de apostasía, de cómo los judaizantes introducen la ley al creyente gentil (la esclava persiguiendo a la libre, los judaizantes persiguiendo al redimido: (Gálatas 4:29) (ver Génesis 21:9). pues de la misma manera que este ejemplo, también lo es para el diezmo y para el día de reposo, pues ambos son de la ley….

    AUNQUE A MUCHOS PASTORES NO LES GUSTE
    o no lo quieren aceptar, o simplemente se hacen los bobos, Dios ordenó el diezmo en la ley y solo para Israel (Deuteronomio 14:22-29; 18:1-8; etc.).
    No existe ninguna cita bíblica que envíe a los gentiles a diezmar, ni a guardar día de reposo, ni a guardar la ley de los alimentos inmundos, etc. Nuestro Señor Jesucristo no recibió diezmo alguno de sus discípulos ni de sus apóstoles; El ópening de la iglesia de Cristo fue el día de Pentecostés, ciento veinte galileos recibieron el Espíritu Santo, y a partir de este acontecimiento hasta el día de hoy, no hay registro alguno de que la iglesia de Cristo haya contemplado los diezmos del Sacerdocio Levítico; ningun apóstol recibió diezmo de la congregación; ni las iglesias fundadas por el apóstol Pablo y sus compañeros fueron sometidas a diezmar. No existe mandamiento alguno que envíe a los gentiles a diezmar, ni por el evento de Abraham y Melquizedec, ni por la Ley (sacerdocio Levítico) . Cada vez que se usa la Ley (sacerdocio Levítico) para someter a judaizar a los gentiles, se está apostatando de lo establecido por el Espíritu Santo y los Apóstoles en el concilio de Jerusalén (Hechos 15:5,24,28-29; 21:24-25), y los que tales enseñan acarrean maldición para sí mismos (no las ovejas), sino el Pastor que judaiza a las ovejas (Gálatas 5:10; 1:6-9; 2:11-16) (Tito 1:10-14; 3:9) (1Timoteo 4:1).

    El APOSTOL PEDRO FUE REPRENDIDO
    porque obligaba a los gentiles a judaizar (Gálatas 2:11-14). Las iglesias de entre los gentiles, del tiempo del Apóstol Pablo fueron confirmadas en la fe (Hechos 15:30-32,41; 16:4-5); nunca fueron sometidas a judaizar (Hechos 15:5,24,28-29; 21:24-25); El apóstol Pablo ordenó las ofrendas voluntarias en las iglesias, nunca el diezmo (1 Corintios 16:1-5);

    Nosotros no somos del Sacerdocio Levítico, sino, del Sacerdocio de Cristo quien nos redimió de toda maldicion y nos hizo libres (Gálatas 3:13)

    LA UNICA Y SOBERANA FORMA (VOLUNTARIA)
    de ofrendar en las iglesias entre los gentiles, la ordenó y generalizó el apóstol Pablo, primeramente en las iglesias de Galacias, y luego a los Corintios (1Corintios 16:1-4). También los de Macedonia y Acaya (Romanos 15:26,31) y desde entonces ha sido y es el único modelo de ofrendar en todas las iglesias de Cristo entre los gentiles. Cabe preguntarse: ¿Porqué el apóstol Pablo no aprovechó tan excelente oportunidad para hablar de los diezmos a los gentiles en: 1 de Corintios 16:1-4?… La respuesta es: “El concilio en Jerusalén” (Hechos 15:1-32) Los gentiles no deben judaizar (Gálatas 2:11-16).

    NOSOTROS ESTAMOS SEGUROS DELANTE DE DIOS
    que ningún pastor, ni evangelista, ni Apóstol, ni Maestro, ni profeta, ni obispo, ni diácono, ni anciano, cualquiera que sea, no cumple con Malaquías, ni Levítico, ni Números, ni Nehemías. ni Deuteronomio, ni 2Crónicas, ni ningún otro libro del sacerdocio Levítico; porque todos estos libros ordenan a guardar todas las leyes, preceptos y ordenanzas dadas por Moisés en el Monte Sinaí; y ninguno cumple con la Ley (Juan 7:19; Hechos 15:10. Gálatas 6:13); y no es juicioso enseñar lo que no se vive ni se hace.

    NUESTRO SEÑOR JESUCRISTO LE DIJO A LOS JUDIOS:
    “No os dio Moisés la Ley, y ninguno de vosotros cumple la Ley” (Juan 7:19); El apóstol Pablo dijo: “Porque ni aun los mismos que se circuncidan guardan la Ley” (Gálatas 6:13); El apóstol Pedro dijo: “¿Por qué tentáis a Dios, poniendo sobre la cerviz de los discípulos un yugo que ni nuestros padres ni nosotros hemos podido llevar? (Hechos 15:10)” Es evidente que si el pueblo judío no pudo cumplir la Ley, mucho menos los gentiles. … Y si en el caso de que se tubiera que guardar los diezmos en la Ley ¿Porqué los diezmos no son llevados a Israel para ser entregados al sacerdocio Levítico, ya que, éstos, son los únicos que por heredad y mandamiento de Dios, deben recibír del pueblo los diezmos? (Números 18:21,24) (Hebreos 7:9) (2Crónicas 31:4-12) (Deuteronomio 14:22-29; 18:1-7) etc.

    NUESTRO SEÑOR JESUCRISTO DEJO CONSTANCIA
    de que el diezmo es de la ley (Mateo 23:23 y Hebreos 7:5). EL ESPIRITU SANTO y los Apóstoles ordenaron en el concilio de Jerusalén, que los gentiles creyentes no tienen que guardar la ley (Hechos 15:5,24,28,29 y 21:24,25). Aplicar los diezmos del sacerdocio Levítico a los gentiles, usando la ley, es someter a judaizar a los gentiles (Gálatas 2:11-14); y esto es una grave desobediencia a Dios…. “No existe ninguna cita bíblica en el Sacerdocio de Cristo que envíe a los gentiles a diezmar”.

    EN ESTE COMENTARIO HEMOS DEMOSTRADO
    que el diezmo es de la ley. Cientos de pastores, teniendo la conciencia cauterizada (como diría el apóstol Pablo) someten a judaizár a los redimidos por Cristo; el fin de los cuales será conforme a sus obras; Pero todo esto no va a detener a los judaizantes, porque la apostasía tiene que cumplirse, para luego dar paso al anticristo (2 Tesalonicenses 2:3). El propósito de este comentario lleva en sí mismo una voz de alerta a los judaizantes; sabiendo que todos compareceremos ante el tribunal de Cristo… También tiene por finalidad libertar, edificar y contribuír con la sana doctrina del evangelio, apollado en el fundamento de la doctrina de los apóstoles y profetas siendo la prinsipal piedra del ángulo, nuestro Señor Jesucristo. Amén.

    -Del Señor es la tierra y su plenitud-
    “Hemos sido redimidos de toda maldición” (Gálatas 3:13)
    “No desecho la gracia de Dios; pues si por la ley fuese la justicia,
    entonces por demás murió Cristo” (Gálatas 2:21)

    ¡A DIOS SEA LA GLORIA!

  3. nilbia luna

    *******

    EL LIBERTADO POR CRISTO NO NECESITA LA LEY PUES ANDA EN EL ESPÍRITU;

    ANDAD EN EL ESPÍRITU

    Gálatas 5:16-25. – Digo, pues: Andad en el Espíritu, y no satisfagáis los deseos de la carne. Porque el deseo de la carne es contra el Espíritu, y el del Espíritu es contra la carne; y éstos se oponen entre sí, para que no hagáis lo que quisiereis.

    Pero si sois guiados por el Espíritu, “NO ESTAIS BAJO LA LEY”.

    Y manifiestas son las obras de la carne, que son: adulterio, fornicación, inmundicia, lascivia, idolatría, hechicerías, enemistades, pleitos, celos, iras, contiendas, disensiones, herejías, envidias, homicidios, borracheras, orgías, y cosas semejantes a estas; acerca de las cuales os amonesto, como ya os lo he dicho antes, que los que practican tales cosas no heredarán el reino de Dios.
    Mas el fruto del Espíritu es amor, gozo, paz, paciencia, benignidad, bondad, fe, mansedumbre, templanza; “CONTRA TALES COSAS NO HAY LEY”.

    Pero los que son de Cristo han crucificado la carne con sus pasiones y deseos.
    Si vivimos por el Espíritu, “ANDEMOS TAMBIÉN POR EL ESPÍRITU”.

    LA LEY ES DADA PARA EL TRANSGRESOR

    1 Timoteo 1:8-10. -Pero sabemos que la ley es buena, si uno la usa legítimamente;

    conociendo esto, que “LA LEY NO FUE DADA PARA EL JUSTO”,

    sino para los transgresores y desobedientes, para los impíos y pecadores, para los irreverentes y profanos, para los parricidas y matricidas, para los homicidas, para los fornicarios, para los sodomitas, para los secuestradores, para los mentirosos y perjuros, y para cuanto se oponga a la sana doctrina,

    REPITO ESTO COMO EN OTRAS OCACIÓNES:

    El Espíritu Santo y los Apóstoles ordenaron en el concilio de Jerusalén, que los gentiles creyentes no tienen que guardar la ley (Hechos 15:5,24,28,29 y 21:24,25).

    El APÓSTOL PEDRO FUE REPRENDIDO
    porque obligaba a los gentiles a judaizar (Gálatas 2:11-14).

    Las iglesias de entre los gentiles, del tiempo del Apóstol Pablo fueron confirmadas en la fe (Hechos 15:30-32,41; 16:4-5); nunca fueron sometidas a judaizar (Hechos 15:5,24,28-29; 21:24-25)

    Enseñar y aplicar: diezmos, días de reposos, alimentos inmundos, y cualquier otra cosa del judaizmo a los gentiles creyentes, es judaizar a los gentiles; y esto es una grave desobediencia a Dios (Gálatas 5:10)

    Los que enseñan la Ley, por la Ley serán juzgados
    Romanos 2:12: Porque todos los que sin ley han pecado, sin ley también perecerán; y todos los que bajo la ley han pecado, POR LA LEY SERÁN JUZGADOS;

    Y por la Ley ningun ser humano será justificado
    Romanos 3:20: ya que por las obras de la ley NINGUN SER HUMANO SERÁ JUSTIFICADO delante de él; porque por medio de la ley es el conocimiento del pecado.

    “No desecho la gracia de Dios; pues si por la ley fuese la justicia,
    entonces por demás murió Cristo” (Gálatas 2:21).

    SOMOS LIBRES EN CRISTO JESÚS

    NUESTRO GUÍA ES EL ESPÍRITU SANTO; EL NOS DIJO LO QUE TENEMOS QUE HACER EN HECHOS 15:28-29; Y 21:24-25.
    (sigan los judaizantes su exclavitud, pero nosotros somos libres, gracias a nuestro Señor Jesucristo)

    LEER Y MEDÍTAR, PÍDIÉNDOLE A DIOS SABIDURÍA

    LA ALEGORÍA DE SARA Y AGAR; LOS DOS PACTOS; LA JERUSALÉN ACTUAL Y LA CELESTIAL; LA LEY DE MOISÉS Y LA LEY DE LA FE; LOS HIJOS DE LA ESCLAVA Y LOS HIJOS DE LA LIBRE; LA CIRCUNCISIÓN DE LA CARNE Y LA CIRCUNCISIÓN EN EL ESPÍRITU; EL YUGO DE ESCLAVITUD Y LA LIBERTAD EN CRISTO JESÚS.

    Los detalles de esta impresionante alegoría son la más eficiente evidencia para entender o dicernir la diferencia de los dos pactos; los cuales, no pueden ser mexclados; Pues no heredará el hijo de la esclava con el hijo de la libre; porque por la ley nadie será justificado delante de Dios sino por la fe en su Santo Hijo Jesucristo; pues nada perfeccionó la ley; por lo tanto está próxima a desaparecer (Hebreos 8:13); El libertado por Cristo no debe dejarse esclavizar por los judaizantes, (Gálatas 5:1-13);..Esta alegoría comentada por Pablo, por si misma lo explica todo; Citada de esta manera:

    “Decidme, los que queréis estar bajo la ley: ¿no habéis oido la ley? Porque está escrito que Abraham tuvo dos hijos; uno de la esclava, el otro de la libre. Pero el de la esclava nació según la carne; mas el de la libre, por la promesa. Lo cual es una alegoría, pues estas mujeres son los dos pactos; el uno proviene del monte Sinaí, el cual da hijos para esclavitud; éste es Agar. Porque Agar es el monte Sinaí en Arabia, y corresponde a la Jerusalén actual, pues ésta, junto con sus hijos, está en esclavitud. Mas la Jerusalén de arriba, la cual es madre de todos nosotros, es libre. Porque está escrito: Regocíjate, oh estéril, tú que no das a luz; Prorrumpe en júbilo y clama, tú que no tienes dolores de parto; Porque más son los hijos de la desolada, que la que tiene marido. Así que, hermanos, nosotros, como Isaac, somos hijos de la promesa. Pero como entonces el que había nacido según la carne perseguía al que había nacido según el Espíritu, así también ahora. Mas ¿que dice la Escritura? Echa fuera a la esclava y a su hijo, porque no heredará el hijo de la esclava con el hijo de la libre. De manera, hermanos, que no somos hijos de la esclava, sino de la libre (Gálatas 4:21-31)

    Estad, pues, firmes en la libertad con que Cristo nos hizo libres, y no estéis otra vez sujeto al yugo de esclavitud (la ley); Pues nosotros por el Espíritu aguardamos por fe (en Jesucristo) la esperanza de la justicia (Gálatas 5:1,5)…

    ANALOGÍA TOMADA DEL MATRIMONIO
    (Romanos 7:1-6)

    ¿Acaso ignoráis, hermanos (pues hablo con los que conocen la ley), que la ley se enseñorea del hombre entre tanto que este vive? Porque la mujer casada está sujeta por la ley al marido mientras este vive; pero si el marido muere, ella queda libre de la ley del marido. Así que, si en vida del marido se uniere a otro varón, será llamada adúltera; pero si su marido muriere, es libre de esa ley, de tal manera que si se uniere a otro marido, no será adúltera. Así también vosotros, hermanos míos, habéis muerto a la ley mediante el cuerpo de Cristo, para que seáis de otro, del que resucitó de los muertos, a fin de que llevemos fruto para Dios. Porque mientras estábamos en la carne, las pasiones pecaminosas que eran por la ley obraban en nuestros miembros llevando fruto para muerte. Pero ahora estamos libres de la ley, por haber muerto para aquella en que estábamos sujetos, de modo que sirvamos bajo el régimen nuevo del Espíritu y no bajo el régimen viejo de la letra.

    Esta analogía muestra y denota una vez más, que el creyente lavado en la sangre de Cristo es totalmente libre de la ley, (esto incluye el diezmo, el día de reposo, etc, porque son de la ley), Nótese tambíen, que está dirigida a los judíos que guardan la ley, diciendo: (pues hablo con los que conocen la ley). Por tanto los gentiles mucho menos deben Judaizar.

    EL MINISTERIO DE CRISTO, SU MUERTE Y SU RESURRECCIÓN

    dió cumplimiento al maravilloso y sublime plan de Dios y a su irrevocable profecía escrita por medio del profeta Jeremías, (Jeremías 31:31-34) (Hebreos 8:8-12) citando, “Porque reprendiéndolos dice: He aquí vienen días, dice el Señor, en que estableceré con la casa de Israel y la casa de Judá un nuevo pacto; No como el pacto que hice con sus padres, el día que los tomé de la mano para sacarlos de la tierra de egipto; porque ellos no permanecieron en mi pacto, y yo me desentendí de ellos, dice el Señor. Por lo cual, este es el pacto que haré con la casa de Israel. Después de aquellos días, dice el Señor: pondré mis leyes en la mente de ellos, y sobre su corazón las escribiré; y seré a ellos por Dios, y ellos me serán a mi por pueblo; Y ninguno enseñará a su prójimo, ni ninguno a su hermano, diciendo: conoce al Señor; porque todos me conocerán, desde el menor hasta el mayor de ellos. Porque seré propicio a sus injusticias, y nunca más me acordaré de sus pecados y de sus iniquidades”…Al decir: nuevo pacto, ha dado por viejo al primero; y lo que se da por viejo y se envejece está próximo a desaparecer…

    Este contexto se encuentra en (Hebreos 8:13).. Y cuando dice: “ ha dado por viejo al primero” se refiere total y adsolutamente a las ordenanzas y leyes dadas a Moises en el monte Sinaí, bajo el sacerdocio levítico y para todo Israel, (esto incluye el diezmo y el día de reposo)..Jesucristo es el nuevo pacto (1 Corintios 11:25) (Hebreos 13:20); El sacerdocio levítico fue totalmente abrogado, pues nada perfecciono la ley (Hebreos 7:18-19) Cambiado el sacerdocio, necesario es que haya cambio de ley; Nuestro Señor Jesucristo testificó por su Espíritu este cambio en (Salmo 40:6-10)(Hebreos 10:5-10) citado asi: “Por lo cual, entrando en el mundo dice: Sacrificio y ofrenda no quisiste mas me preparaste cuerpo, holocaustos y expiaciones por el pecado no te agradaron, entonces dije: -He aqui que vengo oh Dios para hacer tu voluntad, como en el rollo del libro está escrito de mi, diciendo primero: Sacrificio y ofrenda y holocaustos y expiaciones por el pecado no quisiste ni te agradaron (las cuales cosas se ofrecen según la ley), y diciendo luego: He aqui que vengo oh Dios para hacer tu voluntad, quita lo primero para establecer esto último; en esa voluntad somos santificados mediante la ofrenda del cuerpo de Jesucristo, hecha una vez para siempre”..

    “ QUITA LO PRIMERO ”
    Es evidente que Dios no quitó el Sacerdocio Levítico instantaneamente despues de la muerte y resurreccion de nuestro Señor Jesucristo, para dar testimonio como primicia de las buenas nuevas, por la predicación de los apóstoles a los escogidos, y de la formacion de los primeros Cristianos de la Iglesia de Cristo; Pero el colapso del sacerdocio levítico no tardó; lo pronunciado por Cristo en (Lucas 19:41,44) (Mateo 24:1-2) (Juan 2:18-22) citado de esta manera: “Cuando Jesús salió del templo y se iva, se acercaron sus discípulos para mostrarle los edificios del templo. Respondiendo él les dijo: ¿Veis todo esto? De cierto os digo, que no quedará aquí piedra sobre piedra que no sea derribada”. Prefiguró el fin total del sacerdocio levítico, porque en el año 70 de la era Cristiana, el patrimonio sagrado de los judíos y del sacerdocio levítico (el templo) fue totalmente destruido; y para colmo, y como si fuera paradójico, la frase “No quedará piedra sobre piedra” fueron dispersados y desvandados por casi 2000 años en toda la tierra (Mateo 23:38)…

    DIOS QUITÓ AQUELLO Y ESTABLECIÓ SU JUSTICIA,
    LA CUAL ES JESUCRISTO SU HIJO

    Jesús no abrogó la ley a los Judíos, de hecho la tienen hasta el día de hoy; ni una tilde, ni una jota pasará de la ley, hasta que todo sea cumplido; Pero por la ley nadie será justificado delante de Dios;

    La ley es perfecta y santa pero ella no perfecciono nada (Hebreos 7:18-19) también es el velo y los hijos de esclavitud (Agar); El apóstol Pablo dijo: -Pero como entonces el que había nacido según la carne (Ismael) perseguía al que había nacido según el Espíritu (Isaac), asi también ahora- (Gálatas 4:29) (Ver Génesis 21:9),
    los judaizantes persiguen a los redimidos, para sujetarlos a yugo, esclavitud, carga, opreción, aflicción, ataduras; -les prometen libertad y son ellos mismos esclavos de corrupción, porque el que es vencido por alguno, es esclavo del que lo venció- (2 Pedro 2:19); Porque en Cristo Jesús, ni la circuncisión vale nada, ni la incircuncisión, sino una nueva creación,
    y a todos los que anden conforme a esta regla, paz y misericordia sea a ellos, y al israel de Dios (Gálatas 6:15,16)
    porque ni aun los mismos que se circunsidan guardan la ley (Juan 7:19) (Gálatas 6:13);

    Porque los mismos que te dicen: -No debes robarle los diezmos a Dios, y maldito sois con maldición (Malaquias 3:8,9), son los mismos que no cumplen con Malaquías (Malaquías 4:4);…

    No estamos bajo la ley sino bajo la gracia (Romanos 6:14);
    No vivimos según la carne sino por el Espíritu (Romanos 8:9);
    No somos hijos de la esclava sino de la libre (Gálatas 4:31);
    No por las obras de la ley sino por la fe en Jesucristo (Romanos 3:28); por que el fin de la ley es Cristo para justicia a todo aquel que cree (Romanos 10:4)
    No somos esclavos sino hijos por medio de Cristo (Gálatas 4:7); La ley del Espíritu de vida en Cristo Jesús nos libró de la ley del pecado y de la muerte (Romanos 8:2);
    Somos libre de la ley por haber muerto para aquella en que estábamos sujetos (Romanos 7:6);
    Ahora que somos libres y hechos siervos de Dios, tenemos por nuestro fruto la santificación, cuyo fin es la vida eterna (Romanos 6:22);
    porque toda la ley en esta sola palabra se cumple: “Amarás a tu prójimo como a ti mismo” (Gálatas 5:14) (Marcos 12:28-34);
    Pues la ley por medio de Moisés fue dada, pero la gracia y la verdad vinieron por medio de Jesucristo (Juan 1:17);
    Hemos muerto a la ley, mediante el cuerpo de Jesucristo, ahora somos de otro, del que resucitó de los muertos, a fin de que llevemos fruto para Dios (Romanos 7:4);
    Porque si el Espíritu de Jesucristo nos dirige, no estamos bajo la ley (Gálatas 5:18);

    Permaneceremos firmes en la libertad con que Cristo nos hizo libres, y no estaremos otra vez sujeto al yugo de la esclavitud (la ley) (Gálatas 5:1) (Hechos 15:10);
    Jesucristo nos libertó, somos verdaderamente libres (Juan 8:36);
    Solo que esta libertad no la usaremos como pretexto para hacer lo malo (1 Pedro 2:6); Sino como siervos de la justicia (Romanos 6:18);
    Entraremos en el reino de los cielos (si asi Dios lo quiere) por la sangre de Jesucristo, por el camino nuevo y vivo (no la ley) que él nos abrió através de su carne (Hebreos 10:19,20);

    NOSOTROS NO SOMOS DEL SACERDOCIO LEVÍTICO, SINO, DEL SACERDOCIO DE CRISTO; QUIEN NOS REDIMIÓ DE TODA MALDICIÓN Y NOS HIZO LIBRES (Gálatas 3:13) (Romanos 8:1)

    NOSOTROS ESTAMOS SEGUROS DELANTE DE DIOS

    Que ningún pastor, ni evangelista, ni Apóstol, ni Maestro, ni profeta, ni obispo, ni diácono, ni anciano, ni cualquiera que sea, no cumple con Malaquías, ni Levítico, ni Números, ni Nehemías. ni Deuteronomio, ni 2Crónicas, ni ningún otro libro del sacerdocio Levítico (la Ley); porque todos estos libros ordenan a GUARDAR “TODAS” LAS LEYES, PRECEPTOS, Y ORDENÁNZAS DÁDAS A MOISÉS EN EL MONTE SINAÍ.

    Y NINGUNO CUMPLE CON LA LEY (Juan 7:19; Hechos 15:10. Gálatas 6:13);

    Y no es juicioso enseñar lo que no se vive ni se hace.

    NUESTRO SEÑOR JESUCRISTO LE DIJO A LOS JUDÍOS:

    “No os dio Moisés la Ley, y ninguno de vosotros cumple la Ley” (Juan 7:19);
    “No os dio Moisés la Ley, y ninguno de vosotros cumple la Ley” (Juan 7:19);
    “No os dio Moisés la Ley, y ninguno de vosotros cumple la Ley” (Juan 7:19);

    Medíten bien en lo que dijo nuestro Señor;

    ¿¿¿ SE ATREVERÍAN LOS JUDAIZÁNTES DECIRLE A NUESTRO SEÑOR JESUCRISTO QUE ELLOS “ SÍ ” CUMPLEN CON LA LEY ???.

    EL APÓSTOL PABLO DIJO:

    “Porque ni aun los mismos que se circuncidan guardan la Ley” (Gálatas 6:13);
    “Porque ni aun los mismos que se circuncidan guardan la Ley” (Gálatas 6:13);
    “Porque ni aun los mismos que se circuncidan guardan la Ley” (Gálatas 6:13);

    Mediten bien en lo que dijo el Apóstol Pablo;

    ¿¿¿ ACASO MINTIÓ EL APÓSTOL PABLO CONTRA LOS DEFENSORES DE LA LEY PARA LOS GENTILES ???

    EL APÓSTOL PEDRO DIJO:

    “¿Por qué tentáis a Dios, poniendo sobre la cerviz de los discípulos un yugo que ni nuestros padres ni nosotros hemos podido llevar? (Hechos 15:10)”
    “¿Por qué tentáis a Dios, poniendo sobre la cerviz de los discípulos un yugo que ni nuestros padres ni nosotros hemos podido llevar? (Hechos 15:10)”
    “¿Por qué tentáis a Dios, poniendo sobre la cerviz de los discípulos un yugo que ni nuestros padres ni nosotros hemos podido llevar? (Hechos 15:10)”

    Medíten bien en lo que dijo el Apóstol Pedro;

    Cuídense, de que en el dia del juicio no sean halládos como los que tentaron a Dios, poniendo cargas sobre los discípulos.

    Es evidente que si el pueblo judío no pudo cumplir la Ley, mucho menos los gentiles.

    TODOS LOS QUE LÉEN LOS ESCRITOS DE LOS JUDAIZÁNTES (si tienen el Espíritu Santo y conocen bien la bíblia) SE DARÁN CUENTA QUE SON EL MARASMO DE UNA DOCTRINA DISTORCIONADA, ADULTERADA Y APOSTÁTICA; EL FIN DE LOS CUALES SERÁ CONFORME A SUS OBRAS.

    Gálatas 5:10: Yo confío respecto de vosotros en el Señor, que no pensaréis de otro modo; mas el que os perturba LLEVARÁ LA SENTENCIA, quienquiera que sea

    Gálatas 1:8: Mas si aun nosotros, o un ángel del cielo, os anunciare otro evangelio diferente del que os hemos anunciado, SEA ANATEMA.

    Gálatas 1:9: Como antes hemos dicho, también ahora lo repito: Si alguno os predica diferente evangelio del que habéis recibido, SEA ANATEMA.

    ¡¡¡ A DIOS SEA TODA LA GLORIA !!!

    POSDATA:

    Algunas denominaciones subdividen la Ley disque en: Moral y Ceremonial. ESOS TÉRMINOS NO EXÍSTEN EN LA BIBLIA.

    Ustedes jamás encontrarán en la biblia esa terminología disque: LEY MORAL Y LEY CEREMONIAL

    *******

Leave a Reply