La Trinidad

Texto Bíblico:

Mateo 28:18-20 Y Jesús se acercó y les habló diciendo: Toda potestad me es dada en el cielo y en la tierra. 19Por tanto, id, y haced discípulos a todas las naciones, bautizándolos en el nombre del Padre, y del Hijo, y del Espíritu Santo; 20enseñándoles que guarden todas las cosas que os he mandado; y he aquí yo estoy con vosotros todos los días, hasta el fin del mundo. Amén.”

Introducción:

La Trinidad es un concepto difícil de entender y también de explicar, pero sin duda alguna está presente en toda la Biblia, algunos versículos:

Mateo 28:19 “Por tanto, id, y haced discípulos a todas las naciones, bautizándolos en el nombre del Padre, y del Hijo, y del Espíritu Santo;”

2 Corintios 13:14 “La gracia del Señor Jesucristo, el amor de Dios, y la comunión del Espíritu Santo sean con todos vosotros. Amén.”

1 Pedro 1:2 “Elegidos según la presciencia de Dios Padre en santificación del Espíritu, para obedecer y ser rociados con la sangre de Jesucristo: Gracia y paz os sean multiplicadas.”

La Biblia dice que hay un solo Dios, pero está compuesto de tres personas.

1 Juan 3:23-24 Y este es su mandamiento: Que creamos en el nombre de su Hijo Jesucristo, y nos amemos unos a otros como nos lo ha mandado. 24Y el que guarda sus mandamientos, permanece en Dios, y Dios en él. Y en esto sabemos que él permanece en nosotros, por el Espíritu que nos ha dado.”

El Dios infinito, no puede ser analizado por el hombre finito.

I.- DEIDAD

A) El Padre es Dios.

Romanos 1:7 “A todos los que estáis en Roma, amados de Dios, llamados a ser santos: Gracia y paz a vosotros, de Dios nuestro Padre y del Señor Jesucristo.”

Efesios 4:6 “Un Dios y Padre de todos, el cual es sobre todos, y por todos, y en todos.”

B) El Hijo es Dios.

Romanos 9:5 “De quienes son los patriarcas, y de los cuales, según la carne, vino Cristo, el cual es Dios sobre todas las cosas, bendito por los siglos. Amén.”

Tito 2:13 “Aguardando la esperanza bienaventurada y la manifestación gloriosa de nuestro gran Dios y Salvador Jesucristo”

C) El Espíritu Santo es Dios.

Hechos 5:3-4 Y dijo Pedro: Ananías, ¿por qué llenó Satanás tu corazón para que mintieses al Espíritu Santo, y sustrajeses del precio de la heredad 4Reteniéndola, ¿no se te quedaba a ti? y vendida, ¿no estaba en tu poder? ¿Por qué pusiste esto en tu corazón? No has mentido a los hombres, sino a Dios.”

Los tres son un solo Dios.

Deuteronomio 6:4 “Oye, Israel: Jehová nuestro Dios, Jehová uno es.”

1 Timoteo 2:5 “Porque hay un solo Dios, y un solo mediador entre Dios y los hombres, Jesucristo hombre”

II.- ATRIBUTOS DE NUESTRO GRAN DIOS.

A) Dios es Omnipotente.

Solo Dios tiene TODO el poder, Él es el Todopoderoso.

1) El Padre es Omnipotente.

Génesis 17:1 “Era Abram de edad de noventa y nueve años, cuando le apareció Jehová y le dijo: Yo soy el Dios Todopoderoso; anda delante de mí y sé perfecto.”

2) El Hijo es Omnipotente.

Mateo 28:18 “Y Jesús se acercó y les habló diciendo: Toda potestad me es dada en el cielo y en la tierra.”

3) El Espíritu Santo es Omnipotente.

Romanos 15:19 “Con potencia de señales y prodigios, en el poder del Espíritu de Dios; de manera que desde Jerusalén, y por los alrededores hasta Ilírico, todo lo he llenado del evangelio de Cristo.”

Juan 16:7 “Pero yo os digo la verdad: Os conviene que yo me vaya; porque si no me fuera, el Consolador no vendría a vosotros; mas si me fuere, os lo enviaré.”

B) Dios es Omnipresente, y Él es el único que puede estar en todo lugar.

Jeremías 23:23-24 “¿Soy yo Dios de cerca solamente, dice Jehová, y no Dios desde muy lejos? 24¿Se ocultará alguno, dice Jehová, en escondrijos que yo no lo vea? ¿No lleno yo, dice Jehová, el cielo y la tierra?”

1) El Padre es Omnipresente.

Mateo 18:20 “Porque donde están dos o tres congregados en mi nombre, allí estoy yo en medio de ellos.”

2) El Hijo es Omnipresente.

Mateo 28:20 “Enseñándoles que guarden todas las cosas que os he mandado; y he aquí yo estoy con vosotros todos los días, hasta el fin del mundo. Amén.”

3) El Espíritu Santo es Omnipresente.

Salmos 139:7 ¿A dónde me iré de tu Espíritu? ¿Y a dónde huiré de tu presencia?”

C) Dios es Omnisciente.Dios es el único que TODO lo sabe, el tiene TODO conocimiento.

Daniel 2:20-22 “Y Daniel habló y dijo: Sea bendito el nombre de Dios de siglos en siglos, porque suyos son el poder y la sabiduría. 21El muda los tiempos y las edades; quita reyes, y pone reyes; da la sabiduría a los sabios, y la ciencia a los entendidos. 22El revela lo profundo y lo escondido; conoce lo que está en tinieblas, y con él mora la luz.”

1) El Padre es Omnisciente.

2) El Hijo es Omnisciente.

3) El Espíritu Santo es Omnisciente.

Salmos 139:4-6 Pues aún no está la palabra en mi lengua, Y he aquí, oh Jehová, tú la sabes toda. 5Detrás y delante me rodeaste, Y sobre mí pusiste tu mano. 6Tal conocimiento es demasiado maravilloso para mí; Alto es, no lo puedo comprender.”

Nuestra mente está limitada para poder entender la grandeza, la misericordia y el poder y la sabiduría de Dios, sin embargo, el cristiano sabe que Dios habita en su corazón, por medio de la fe y sabe que el Padre, el Hijo y el Espíritu Santo ha venido a morar en su corazón.

Juan 14:23 “Respondió Jesús y le dijo: El que me ama, mi palabra guardará; y mi Padre le amará, y vendremos a él, y haremos morada con él.”

1 Corintios 3:16 “¿No sabéis que sois templo de Dios, y que el Espíritu de Dios mora en vosotros?”

Apocalipsis 3:20 “He aquí, yo estoy a la puerta y llamo; si alguno oye mi voz y abre la puerta, entraré a él, y cenaré con él, y él conmigo.”

Gálatas 2:20 “Con Cristo estoy juntamente crucificado, y ya no vivo yo, mas vive Cristo en mí; y lo que ahora vivo en la carne, lo vivo en la fe del Hijo de Dios, el cual me amó y se entregó a sí mismo por mí.”

Efesios 1:13 “En él también vosotros, habiendo oído la palabra de verdad, el evangelio de vuestra salvación, y habiendo creído en él, fuisteis sellados con el Espíritu Santo de la promesa”

Romanos 8:9 “Mas vosotros no vivís según la carne, sino según el Espíritu, si es que el Espíritu de Dios mora en vosotros. Y si alguno no tiene el Espíritu de Cristo, no es de él.”

Conclusión:

No trates de entender la grandeza de Dios, es algo que tú mente no lo podrá comprender, pero lo que sí puedes entender a través de la fe, es saber quién habita en tu corazón y como consecuencia, sabrás si tienes o no, la vida eterna.

Ponte a cuentas con Dios.

Etiquetado: / / / / / /

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

code