¿Quién Está Instruyendo A Tus Hijos?

Texto Bíblico:

Deuteronomio 6:1-8 Estos, pues, son los mandamientos, estatutos y decretos que Jehová vuestro Dios mandó que os enseñase, para que los pongáis por obra en la tierra a la cual pasáis vosotros para tomarla; 2para que temas a Jehová tu Dios, guardando todos sus estatutos y sus mandamientos que yo te mando, tú, tu hijo, y el hijo de tu hijo, todos los días de tu vida, para que tus días sean prolongados. 3Oye, pues, oh Israel, y cuida de ponerlos por obra, para que te vaya bien en la tierra que fluye leche y miel, y os multipliquéis, como te ha dicho Jehová el Dios de tus padres. 4Oye, Israel: Jehová nuestro Dios, Jehová uno es. 5Y amarás a Jehová tu Dios de todo tu corazón, y de toda tu alma, y con todas tus fuerzas. 6Y estas palabras que yo te mando hoy, estarán sobre tu corazón; 7y las repetirás a tus hijos, y hablarás de ellas estando en tu casa, y andando por el camino, y al acostarte, y cuando te levantes. 8Y las atarás como una señal en tu mano, y estarán como frontales entre tus ojos;”

Introducción:

Los sinónimos de instruir son: Enseñar, Adoctrinar, Aleccionar, Disciplinar, Adiestrar.

Los padres son los únicos responsables de instruir a los hijos, no pueden esperar que los maestros, los abuelos, la nana o cualquier otra persona haga ese trabajo que es exclusivo de los papás.

¿Cuál es la forma adecuada de instruir?

La palabra instruir en griego, se pronuncia como: anatrepo; Y significa formar la mente, o darle forma a la manera de pensar.

Hechos 22:3 “Yo de cierto soy judío, nacido en Tarso de Cilicia, pero criado en esta ciudad, instruido a los pies de Gamaliel, estrictamente conforme a la ley de nuestros padres, celoso de Dios, como hoy lo sois todos vosotros.”

La vida de los hijos puede compararse como el lienzo de un pintor; en un principio, será un lienzo en blanco, y los padres son los pintores que darán las mejores pinceladas, para formar un hermoso paisaje, de la misma manera la vida de los hijos, Dios los pone en nuestras manos como un libro en blanco, y los padres son los escritores, y son responsables de escribir en ellos, palabras de ánimo, de reconocimiento, de seguridad, de esperanza y de amor, para crear un extraordinario personaje, y una fabulosa historia.

Toda instrucción basada en la Palabra de Dios y aplicada en los hijos, siempre traerá resultados favorables.

Uno de los resultados será que los hijos adquirirían sabiduría y podrán evitarse sinsabores, las malas decisiones siempre son por causa de la falta de sabiduría.

Así que pongamos como padres, todo el empeño para instruir a los hijos de manera correcta, es decir, tomando como reglamento de vida, la Santa Palabra de Dios.

Proverbios 4:1-5 Oíd, hijos, la enseñanza de un padre, Y estad atentos, para que conozcáis cordura. 2Porque os doy buena enseñanza; No desamparéis mi ley. 3Porque yo también fui hijo de mi padre, Delicado y único delante de mi madre. 4Y él me enseñaba, y me decía: Retenga tu corazón mis razones, Guarda mis mandamientos, y vivirás. 5Adquiere sabiduría, adquiere inteligencia; No te olvides ni te apartes de las razones de mi boca;”

Salmos 78:5-8 El estableció testimonio en Jacob, Y puso ley en Israel, La cual mandó a nuestros padres Que la notificasen a sus hijos; 6Para que lo sepa la generación venidera, y los hijos que nacerán; Y los que se levantarán lo cuenten a sus hijos, 7A fin de que pongan en Dios su confianza, Y no se olviden de las obras de Dios; Que guarden sus mandamientos, 8Y no sean como sus padres, Generación contumaz y rebelde; Generación que no dispuso su corazón, Ni fue fiel para con Dios su espíritu.”

¿Cuál es el propósito de instruir a los hijos?

1.- Para que sean sabios y sean salvos.

2 Timoteo 3:14-15Pero persiste tú en lo que has aprendido y te persuadiste, sabiendo de quién has aprendido; 15y que desde la niñez has sabido las Sagradas Escrituras, las cuales te pueden hacer sabio para la salvación por la fe que es en Cristo Jesús.”

2.- Pará qué sean sabios y aprendan a temer a Dios.

Proverbios 9:9 Da al sabio, y será más sabio; Enseña al justo, y aumentará su saber.”

Proverbios 15:33 El temor de Jehová es enseñanza de sabiduría; Y a la honra precede la humildad.”

Proverbios 1:7-9 El principio de la sabiduría es el temor de Jehová; Los insensatos desprecian la sabiduría y la enseñanza. 8Oye, hijo mío, la instrucción de tu padre, Y no desprecies la dirección de tu madre; 9Porque adorno de gracia serán a tu cabeza, Y collares a tu cuello.”

3.- Para que sean sabios y rechacen el pecado.

Proverbios 1:10Hijo mío, si los pecadores te quisieren engañar,
No consientas.”

Conclusión:

Las mejores alegrías de la vida las recibimos de los hijos, sin embargo, también las mayores tristezas siempre serán, las desgracias o fracasos de nuestros hijos.

Es por eso que debemos de tomar decisiones, en cuanto a la instrucción que les estamos dando, no importa que tan grandes estén, la instrucción nunca será infructuosa, ni nunca llegará tarde, pídale a Dios sabiduría y determinación para empezar a instruir o instruir de manera correcta a sus hijos.

Ponte a cuentas con Dios.

Etiquetado: / / / /

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

code