Contendiendo Ardientemente Por La Fe

Texto Bíblico:

Judas 1:1-7 Judas, siervo de Jesucristo, y hermano de Jacobo, a los llamados, santificados en Dios Padre, y guardados en Jesucristo: 2Misericordia y paz y amor os sean multiplicados. 3Amados, por la gran solicitud que tenía de escribiros acerca de nuestra común salvación, me ha sido necesario escribiros exhortándoos que contendáis ardientemente por la fe que ha sido una vez dada a los santos. 4Porque algunos hombres han entrado encubiertamente, los que desde antes habían sido destinados para esta condenación, hombres impíos, que convierten en libertinaje la gracia de nuestro Dios, y niegan a Dios el único soberano, y a nuestro Señor Jesucristo. 5Mas quiero recordaros, ya que una vez lo habéis sabido, que el Señor, habiendo salvado al pueblo sacándolo de Egipto, después destruyó a los que no creyeron. 6Y a los ángeles que no guardaron su dignidad, sino que abandonaron su propia morada, los ha guardado bajo oscuridad, en prisiones eternas, para el juicio del gran día; 7como Sodoma y Gomorra y las ciudades vecinas, las cuales de la misma manera que aquéllos, habiendo fornicado e ido en pos de vicios contra naturaleza, fueron puestas por ejemplo, sufriendo el castigo del fuego eterno.”

Introducción:

Muchos cristianos no contienden o no luchan por la fe porque no saben por qué deberían hacerlo. Al igual que un equipo de fútbol que llega al campo sin un grito de guerra, la iglesia a menudo puede ser superada por personas negativas que exigen silencio en nombre de la tolerancia. Esto tiende a confundir a muchos cristianos apasionados que insisten en que nosotros sí deberíamos luchar por la fe.

 ¡Es importante recordar que debemos saber por qué lo hacemos, para estar debidamente motivados para luchar por la fe que una vez fue entregada a los santos! (Judas 1:4).

Exhortar significado: Incitar [una persona con autoridad o derecho] a otra a hacer una cosa o a actuar de cierta forma, mediante razones o ruegos.

I.- ¿Según el libro de Judas, a quién se le hace la exhortación?

a) A los Llamados (Padre)

b) A los Santificados (Hijo)

c) A los Guardados (Espíritu Santo)

II.- ¿Qué exhortación se les hace?

Contender ardientemente por la fe.

III.- ¿Por qué se les exhorta?

Por la apostasía que se mete de manera encubierta a las iglesias.

La apostasía entra de manera encubierta, los apóstatas no son salvos, son impíos, están condenados al infierno, convierten la gracia de Dios en libertinaje y niegan a Dios y al Señor Jesucristo.

¿Cómo contender ardientemente por la fe?

1.- Recuerda lo que la Biblia dice. Echa mano de las escrituras.

Judas 1:17 “Pero vosotros, amados, tened memoria de las palabras que antes fueron dichas por los apóstoles de nuestro Señor Jesucristo;”

2 Pedro 1:5 “vosotros también, poniendo toda diligencia por esto mismo, añadid a vuestra fe virtud; a la virtud, conocimiento;”

2.- Orar en todo momento, y pide al Espíritu Santo que te guíe en tu conversación.

Habla con Dios y pide de su sabiduría, ya que Él te guiará a toda verdad.

Judas 1:18 “los que os decían: En el postrer tiempo habrá burladores, que andarán según sus malvados deseos.”

1 Tesalonicenses 5:17 “Orad sin cesar.”

3.- Consérvate en el amor de Dios.

Judas 1:21 “Conservaos en el amor de Dios, esperando la misericordia de nuestro Señor Jesucristo para vida eterna.”

Muestra amor hacia los demás, porque el amor de Dios ha sido derramado en nosotros y Dios nos manda a amar al prójimo.

El amor que le tengas a los demás, hará que te identifiquen como hijo de Dios.

Juan 13:35 “En esto conocerán todos que sois mis discípulos, si tuviereis amor los unos con los otros.”

Juan 15:9-12 Como el Padre me ha amado, así también yo os he amado; permaneced en mi amor. 10Si guardareis mis mandamientos, permaneceréis en mi amor; así como yo he guardado los mandamientos de mi Padre, y permanezco en su amor. 11Estas cosas os he hablado, para que mi gozo esté en vosotros, y vuestro gozo sea cumplido. 12Este es mi mandamiento: Que os améis unos a otros, como yo os he amado.”

Juan 14:21-23 El que tiene mis mandamientos, y los guarda, ése es el que me ama; y el que me ama, será amado por mi Padre, y yo le amaré, y me manifestaré a él. 22Le dijo Judas (no el Iscariote): Señor, ¿cómo es que te manifestarás a nosotros, y no al mundo? 23Respondió Jesús y le dijo: El que me ama, mi palabra guardará; y mi Padre le amará, y vendremos a él, y haremos morada con él.”

Si no lo haces, entonces solo sabes de las escrituras, pero no aplicas ese conocimiento.

4.- Gana almas. Predica el Evangelio del Señor Jesucristo.

Judas 1:22 “A algunos que dudan, convencedlos.”

Proverbios 11:30 El fruto del justo es árbol de vida; Y el que gana almas es sabio.”

1 Corintios 9:16 “Pues si anuncio el evangelio, no tengo por qué gloriarme; porque me es impuesta necesidad; y !ay de mí si no anunciare el evangelio!”

5.- Aborrece el pecado y vive una vida de separación.

Judas 1:23 “A otros salvad, arrebatándolos del fuego; y de otros tened misericordia con temor, aborreciendo aun la ropa contaminada por su carne.”

El vivir una vida separada, te hará vivir una vida de agradecimiento, mostrando una humildad genuina y un amor constante para con los demás y como resultado, te permitirá tener autoridad y respeto frente a los inconversos.

2 Corintios 6:14-17 No os unáis en yugo desigual con los incrédulos; porque ¿Qué compañerismo tiene la justicia con la injusticia? ¿Y qué comunión la luz con las tinieblas? 15¿Y qué concordia Cristo con Belial? ¿O qué parte el creyente con el incrédulo? 16¿Y qué acuerdo hay entre el templo de Dios y los ídolos? Porque vosotros sois el templo del Dios viviente, como Dios dijo: Habitaré y andaré entre ellos, Y seré su Dios, Y ellos serán mi pueblo. 17Por lo cual, Salid de en medio de ellos, y apartaos, dice el Señor, Y no toquéis lo inmundo; Y yo os recibiré,”

Conclusión:

En medio de todo esto, vale la pena luchar por Él y Él nos ha llamado a llevar su mensaje como embajadores. Los embajadores actúan como una extensión del Rey, y si alguien intentara tergiversar al Rey o Su mensaje, un embajador debe cumplir su deber con la verdad.

Ponte a cuentas con Dios.

Etiquetado: / / / /

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

code