El Principio De La Sabiduría Es El Temor De Jehová

Texto Bíblico:

Proverbios 1:1-7 Los proverbios de Salomón, hijo de David, rey de Israel. 2Para entender sabiduría y doctrina, Para conocer razones prudentes, 3Para recibir el consejo de prudencia, Justicia, juicio y equidad; 4Para dar sagacidad a los simples, Y a los jóvenes inteligencia y cordura. 5Oirá el sabio, y aumentará el saber, Y el entendido adquirirá consejo, 6Para entender proverbio y declaración, Palabras de sabios, y sus dichos profundos. 7El principio de la sabiduría es el temor de Jehová; Los insensatos desprecian la sabiduría y la enseñanza.”

Introducción:

El libro de Proverbios fue escrito por el rey Salomón, se dice que es el hombre pecador, más sabio que ha existido en la tierra; este libro fue escrito, siendo inspirado por el Espíritu Santo de Dios, con propósitos definidos como son:

Para entender sabiduría.

Para conocer razones prudentes.

Para recibir consejo.

Para dar sagacidad a los simples

Para dar inteligencia y cordura a los jóvenes.

Y el resultado que se obtendrá, será que el hombre se haga sabio y que aumente su saber, sin embargo, el mundo tiene un concepto diferente de la palabra sabiduría.

“Es el arte de tener éxito, es el plan correcto para obtener el resultado deseado o esperado.”

Pero para Dios, la sabiduría se alberga o se Asienta en el corazón, en el cual está el centro de las decisiones morales e intelectuales.

La sabiduría es una virtud intelectual que Dios le quiere dar al hombre.

En la antigüedad, los reyes necesitaban esa sabiduría de manera especial, ya que sobre ellos recaía la toma de decisiones correctas que les ayudarían a gobernar como Dios lo pedía, de tal manera que la sabiduría es super importante para todo cristiano.

La sabiduría en el sentido más amplio, SOLO le pertenece a Dios.

Job 12:13 Con Dios está la sabiduría y el poder; Suyo es el consejo y la inteligencia.”

Proverbios 5:21 Porque los caminos del hombre están ante los ojos de Jehová,
Y él considera todas sus veredas.”

Proverbios 15:3 Los ojos de Jehová están en todo lugar, Mirando a los malos y a los buenos.”

Jeremías 10:12 “El que hizo la tierra con su poder, el que puso en orden el mundo con su saber, y extendió los cielos con su sabiduría;”

La sabiduría es potestad y posesión de Dios y Dios le otorga de su sabiduría al cristiano, a través de su Palabra. Desde Gen 1:1 hasta Apocalipsis 22:21, es sabiduría de Dios.

Proverbios 8:22-31 Jehová me poseía en el principio, Ya de antiguo, antes de sus obras. 23Eternamente tuve el principado, desde el principio, Antes de la tierra. 24Antes de los abismos fui engendrada; Antes que fuesen las fuentes de las muchas aguas. 25Antes que los montes fuesen formados, Antes de los collados, ya había sido yo engendrada; 26No había aún hecho la tierra, ni los campos, Ni el principio del polvo del mundo. 27Cuando formaba los cielos, allí estaba yo; Cuando trazaba el círculo sobre la faz del abismo; 28Cuando afirmaba los cielos arriba, Cuando afirmaba las fuentes del abismo; 29Cuando ponía al mar su estatuto, Para que las aguas no traspasasen su mandamiento; Cuando establecía los fundamentos de la tierra, 30Con él estaba yo ordenándolo todo, Y era su delicia de día en día, Teniendo solaz delante de él en todo tiempo. 31Me regocijo en la parte habitable de su tierra; Y mis delicias son con los hijos de los hombres.”

Entonces, para que el cristiano sea sabio y aumente su sabiduría, es NECESARIO que entienda ¡QUIÉN ES DIOS! Hasta que todo cristiano comprenda quién es Dios, y desarrolle un TEMOR REVERENTE, entonces y sólo entonces, podrá alcanzar la sabiduría.

El temor Bíblico para el cristiano empieza cuando entiende quién es Dios y comprende lo mucho que Dios aborrece el pecado.

Isaías 6:1-7En el año que murió el rey Uzías vi yo al Señor sentado sobre un trono alto y sublime, y sus faldas llenaban el templo. 2Por encima de él había serafines; cada uno tenía seis alas; con dos cubrían sus rostros, con dos cubrían sus pies, y con dos volaban. 3Y el uno al otro daba voces, diciendo: Santo, santo, santo, Jehová de los ejércitos; toda la tierra está llena de su gloria. 4Y los quiciales de las puertas se estremecieron con la voz del que clamaba, y la casa se llenó de humo. 5Entonces dije: !!Ay de mí! que soy muerto; porque siendo hombre inmundo de labios, y habitando en medio de pueblo que tiene labios inmundos, han visto mis ojos al Rey, Jehová de los ejércitos. 6Y voló hacia mí uno de los serafines, teniendo en su mano un carbón encendido, tomado del altar con unas tenazas; 7y tocando con él sobre mi boca, dijo: He aquí que esto tocó tus labios, y es quitada tu culpa, y limpio tu pecado.”

Deuteronomio 4:24 “Porque Jehová tu Dios es fuego consumidor, Dios celoso.”

Deuteronomio 10:17 “Porque Jehová vuestro Dios es Dios de dioses y Señor de señores, Dios grande, poderoso y temible, que no hace acepción de personas, ni toma cohecho;”

Josué 2:11 “Oyendo esto, ha desmayado nuestro corazón; ni ha quedado más aliento en hombre alguno por causa de vosotros, porque Jehová vuestro Dios es Dios arriba en los cielos y abajo en la tierra.”

Esdras 8:22 “Porque tuve vergüenza de pedir al rey tropa y gente de a caballo que nos defendiesen del enemigo en el camino; porque habíamos hablado al rey, diciendo: La mano de nuestro Dios es para bien sobre todos los que le buscan; mas su poder y su furor contra todos los que le abandonan.”

Job 36:5 He aquí que Dios es grande, pero no desestima a nadie; Es poderoso en fuerza de sabiduría; 36:22 He aquí que Dios es excelso en su poder; ¿Qué enseñador semejante a él?; 36:26 He aquí, Dios es grande, y nosotros no le conocemos, Ni se puede seguir la huella de sus años.”

El temor reverencial a Dios se desarrollará cuando:

*El cristiano entienda que Dios es Poderoso.

Hebreos 11:19 He aquí, Dios es grande, y nosotros no le conocemos, Ni se puede seguir la huella de sus años.”

*Cuando el cristiano sea agradecido con Dios.

Hebreos 12:28-29 Así que, recibiendo nosotros un reino inconmovible, tengamos gratitud, y mediante ella sirvamos a Dios agradándole con temor y reverencia; 29porque nuestro Dios es fuego consumidor.”

Santiago 2:19 “Tú crees que Dios es uno; bien haces. También los demonios creen, y tiemblan.”

Muchos cristianos no tienen temor de Dios, porque juegan a la religión.

Conclusión:

El temor de Dios es una evidencia, de que el cristiano ha alcanzado la sabiduría porque la sabiduría de todo Hijo de Dios viene en la medida que este le tenga al Poderoso, Misericordioso y justo Dios.

Para reflexionar:

Pidamos a Dios que tenga misericordia y que nos revele día con día, quién es El.

¿Puedes decir confiadamente que eres un cristiano sabio?

Ponte a cuentas con Dios.

Etiquetado: / / /

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

code